Google+ Followers

domingo, 30 de junio de 2013

FRANCISCO DE ASIS, UN SANTO PARA TODOS.

Tomado de: Our Francis, too.

Papa Francesco! En la húmeda oscuridad de la plaza de San Pedro, la multitud coreaba su nombre cuando Jorge Mario Bergoglio, arzobispo de Buenos Aires, fue nombrado el nuevo Papa. Pocas veces un líder religioso ha sido acogido tan calurosamente en todo el mundo cristiano, incluso por muchos evangélicos. Pocas veces se ha levantado la esperanza tan alto y tan rápidamente. Y la esperanza ha surgido por una buena razón.
Desde la Reforma, muchos de los nombres elegidos por los papas -Pío, Clemente, Leo, Urbano, incluso Benedicto- suenan extraños a los oídos no católicos. Pero el humilde Francisco de Asís es un santo para todos. Francisco -el Santo-  desafió a la Iglesia de su tiempo, no conformándose con los estándares del mundo, pero volviendo al ejemplo de Jesús, quien no buscó la situación, pero se humilló a sí mismo, haciéndose obediente hasta la muerte, y una muerte de cruz (Fil. 2:5-11).
Desde el principio, en un acto radical de la desposesión, Francisco rompió definitivamente con su vida anterior como soldado y playboy. Se quitó la ropa y abandonó el palacio del obispo  completamente desnudo, diciendo: "Ya no voy a ser llamado el hijo de Pedro Bernardone. A partir de ahora voy a decir simplemente: "Padre nuestro, que estás en los cielos"
Vemos ya un indicio de San Francisco en el Papa Francisco. Allí está su ropa sencilla: los zapatos de calle negros en lugar de la piel de becerro color rojo de sus predecesores; sencilla sotana blanca, menos accesorios bordados en oro. Además, un Papa que vive en una modesta casa de huéspedes (frente a los amplios apartamentos papales), adora el Jueves Santo con los presos jóvenes, y que abarca los pacientes VIH / SIDA en un hospicio, sigue los pasos del Poverello -"el pobre"- como San Francisco se llamaba.Desde la decisión de la Corte Suprema en el caso Roe vs. Wade en 1973, los católicos y los evangélicos han trabajado codo con codo por la santidad de la vida. La comunidad pro-vida tendrá un fuerte aliado en el nuevo Papa.
Él se ha referido al aborto como la "pena de muerte" para los no nacidos. En 2005, exhortó a sus hermanos en la fe en Argentina para "defender a los no nacidos en contra del aborto, incluso si os persiguen, calumnian o les ponen trampas; les lleven a los tribunales o los maten. Ningún niño debe ser privado del derecho a ser nacido, el derecho a ser alimentado, el derecho de ir a la escuela"  
Del mismo modo, Francisco de Asís era conocido por su pasión por la difusión de la Buena Nueva, tal como lo hizo una vez al realizar un viaje al interior del norte de África para hablar de Cristo a un sultán. 
Uno de los grandes retos del Papa Francisco será el de dinamizar los líderes católicos de la Nueva Evangelización, para estudiar las Escrituras, renovar las disciplinas de la fe, y audazmente proclamar el amor de Cristo. Tan importante como el diálogo interreligioso puede ser, la verdadera evangelización requiere algo más: el testimonio inequívoco de Jesucristo como el Camino, la Verdad y la Vida, el único Salvador.
Los escándalos de abuso sexual, no se limitan a la iglesia católica, han mancillado el testimonio cristiano en el siglo 21. Tanto fuera como dentro de las paredes de la iglesia, es mucho lo que nos provoca hacer una mueca de dolor y repulsión.  
Pero la reforma y la renovación sólo puede venir cuando nos enfrentamos de lleno al mal que existe dentro de nosotros y alrededor de nosotros y buscar el arrepentimiento que viene sólo como una gracia. Yo creo que el Papa Francisco, un jesuita, estaría de acuerdo con la primera de las 95 tesis de Martín Lutero: "Cuando nuestro Señor y Maestro Jesucristo dijo: Arrepentíos, 'él quería que la vida de los creyentes fuera una vida de arrepentimiento."
Francisco sucede a dos hombres brillantes en su papel papal. Juan Pablo II fue el libertador que derribó el comunismo por la fuerza de su coraje y oraciones. Benedicto XVI fue el eminente maestro de la Iglesia Católica en la historia reciente. Francisco aparece ahora como el pastor, un pastor que conoce y ama a sus ovejas y quiere liderar con amor y humildad. El nuevo momento franciscano es la temporada del pastor. Católicos y evangélicos son las dos comunidades religiosas más grandes del cuerpo de Cristo. Sin olvidar las profundas diferencias que nos dividen, ahora más que nunca estamos llamados a ponernos de pie y trabajar juntos por la causa de Cristo en un mundo roto. Podemos hacer un nuevo comienzo, orando con San Francisco:

    
Dios Altísimo, glorioso, trae la luz a las tinieblas de mi corazón. Dame fe recta, esperanza cierta y caridad perfecta, inteligencia y sabiduría, para que siempre pueda observar Tu Santo y Veraz mandamiento. Amen.

 "Pero no ruego solamente por éstos, sino también por los que han de creer en Mí por medio de la palabra de ellos; para que todos sean una cosa, Así como Tú, oh Padre, en Mí y yo en ti, que también ellos lo sean en nosotros; para que el mundo crea que Tú me enviaste" (Jn 17, 20-22)

 Timothy George es un Pastor Evangélico que ha sido el decano fundador de la Escuela Beeson Diviniy desde su creación en 1988.  Es profesor de historia de la Iglesia y de la doctrina.  Ha participado activamente en el diálogo entre la Iglesia Católica Romana y la Iglesia Evangélica. Como ministro ordenado, ha sido pastor de las iglesias en Tennessee, Alabama y Massachusetts. 


sábado, 29 de junio de 2013

A SU RETRATO




Este que ves, engaño colorido,
que, del arte ostentando los primores,
con falsos silogismos de colores
es cauteloso engaño del sentido;

éste, en quien la lisonja ha pretendido
excusar de los años los horrores,
y venciendo del tiempo los rigores
triunfar de la vejez y del olvido,

es un vano artificio del cuidado,
es una flor al viento delicada,
es un resguardo inútil para el hado:
es una necia diligencia errada,
es un afán caduco y, bien mirado,
es cadáver, es polvo, es sombra, es nada.

Sor Juana Inés de la Cruz

viernes, 28 de junio de 2013

RESPONDER AL MAL CON BIEN

Mateo 5:43-48

El amor a los enemigos

43 »Ustedes han oído que se dijo: “Ama a tu prójimo y odia a tu enemigo. Pero yo les digo: Amen a sus enemigos y oren por quienes los persiguen, 45 para que sean hijos de su Padre que está en el cielo. Él hace que salga el sol sobre malos y buenos, y que llueva sobre justos e injustos. 46 Si ustedes aman solamente a quienes los aman, ¿qué recompensa recibirán? ¿Acaso no hacen eso hasta los recaudadores de impuestos? 47 Y si saludan a sus hermanos solamente, ¿qué de más hacen ustedes? ¿Acaso no hacen esto hasta los *gentiles? 48 Por tanto, sean *perfectos, así como su Padre celestial es perfecto.





 Papa Francisco Cartoon.

jueves, 27 de junio de 2013

LA SIMPLICIDAD DE LA FE



Una señora muy pobre telefoneó para un programa cristiano de radio pidiendo ayuda. Un brujo del mal que oía el programa consiguió su dirección, llamó a sus secretarios y ordenó que compraran alimentos y los llevaran hacia la mujer, con la siguiente instrucción: “Cuando ella pregunte quién mandó estos alimentos, ¡respondan que fue el DIABLO! “Cuando llegaron a la casa, la mujer los recibió con alegría y fue inmediatamente guardando los alimentos que le llevaron los secretarios del brujo. Al ver que ella no preguntaba nada, ellos le preguntaron: ¿señora no quiere saber quién le envió estas cosas? La mujer, en la simplicidad de la Fe, respondió:"- No, mi hijo. No es preciso. Cuando Dios manda, ¡hasta el diablo obedece!"

miércoles, 26 de junio de 2013

A GLORIA

No intentes convencerme de torpeza
con los delirios de tu mente loca:
mi razón es al par luz y firmeza,
firmeza y luz como el cristal de roca.

Semejante al nocturno peregrino,
mi esperanza inmortal no mira el suelo;
no viendo más que sombra en el camino,
sólo contempla el esplendor del cielo.

Vanas son las imágenes que entraña
tu espíritu infantil, santuario oscuro.
Tu numen, como el oro en la montaña,
es virginal y, por lo mismo, impuro.

A través de este vórtice que crispa,
y ávido de brillar, vuelo o me arrastro,
oruga enamorada de una chispa
o águila seducida por un astro.

Inútil es que con tenaz murmullo
exageres el lance en que me enredo:
yo soy altivo, y el que alienta orgullo
lleva un broquel impenetrable al miedo.

Fiando en el instinto que me empuja,
desprecio los peligros que señalas.
«El ave canta aunque la rama cruja,
como que sabe lo que son sus alas».

Erguido bajo el golpe en la porfía,
me siento superior a la victoria.
Tengo fe en mí; la adversidad podría,
quitarme el triunfo, pero no la gloria.

¡Deja que me persigan los abyectos!
¡Quiero atraer la envidia aunque me abrume!
La flor en que se posan los insectos
es rica de matiz y de perfume.

El mal es el teatro en cuyo foro
la virtud, esa trágica, descuella;
es la sibila de palabra de oro,
la sombra que hace resaltar la estrella.

¡Alumbrar es arder! ¡Estro encendido
será el fuego voraz que me consuma!
La perla brota del molusco herido
y Venus nace de la amarga espuma.

Los claros timbres de que estoy ufano
han de salir de la calumnia ilesos.
Hay plumajes que cruzan el pantano
y no se manchan... ¡Mi plumaje es de esos!

¡Fuerza es que sufra mi pasión! La palma
crece en la orilla que el oleaje azota.
El mérito es el náufrago del alma:
vivo, se hunde; pero muerto, ¡flota!

¡Depón el ceño y que tu voz me arrulle!
¡Consuela el corazón del que te ama!
Dios dijo al agua del torrente: ¡bulle!;
y al lirio de la margen: ¡embalsama!

¡Confórmate, mujer! Hemos venido
a este valle de lágrimas que abate,
tú, como la paloma, para el nido,
y yo, como el león, para el combate.


martes, 25 de junio de 2013

EL EJEMPLO ARRASTRA


Lo que se ve no se juzga y a nosotros los cristianos a veces nos hace falta predicar mucho mas con el ejemplo que con las palabras.








Papa Francisco Cartoon

viernes, 14 de junio de 2013

ORACIONES S.O.S.

Esta lectura me la encontré hace algunos años y ha significado mucho para mí, un gran aprendizaje. Hoy quiero compartirla con ustedes.

Mónica me alcanzó a la salida de la Iglesia: "Tenía que decirtelo ahora mismo. Mi papá salió muy bien de la operación. Gracias por haber rezado por él".
Yo dije educadamente: "No hay de qué", pero me sentí verdaderamente miserable porque en realidad no había de qué. Había prometido rezar por el papá de Mónica, pero se me había olvidado.
Aunque su papá iba recuperándose rápidamente, mi propia recuperación no era tan fácil. El pensamiento de que había defraudado a Mónica me carcomía.

En mi vida, las oraciones de mis amigos me habían sacado de muchos apuros. Y pensaba que orar por los demás era uno de mis grandes privilegios como cristiana.
Unas semanas más tarde, estaba yo frente al fregadero de la cocina, después de la comida. Me quedé mirando la ventana que está frente al fregadero y que había yo lavado esa misma mañana. Por primera vez me fijé en el travesaño que la dividía y se me ocurrió una idea. ¿Qué tal si en ese travesaño pegaba yo unas papeletas con los nombres de las personas por las que yo quería rezar y convertía el tiempo de la lavada de platos en tiempo de oración?
Me agradó tanto la idea que inmediatamente me sequé las manos y fui a buscar unas papeletas, una pluma y un rollo de cinta adhesiva. Traté de acordarme de las personas que me habían pedido que orara por ellas. Me acordé de siete y escribí cada nombre en una papeleta y la pegué en el travesaño. Aquella tarde, el tiempo de lavar los platos se me pasó sin sentirlo.
Conforme se iban solucionando los problemas por los que se me había pedido rezar, quitaba sus papeletas y las reemplazaba por otras.
A unas de esas papeletas, Dios ha respondido “si”; a otras “no”; y a otras más, “espera”.
Mi marido y mis hijos con frecuencia revisan mis papeletas y me piden que añada un nuevo nombre.
Hemos llegado a llamarlas “Oraciones S.O.S.”, porque mucho de lo que está escrito en ellas es urgente.
Orar por las necesidades específicas de nuestras familias y de nuestros amigos con cierta constancia, ha sido una de las grandes alegrías de nuestra vida cristiana.
Ahora estoy contenta de haber olvidado rezar por el papá de Mónica.


 -"Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos." Mateo 18:20

Al día de hoy, hay otra “ventana” por la cual –por lo menos yo- me asomo con mayor frecuencia que la de mi casa, y es la computadora; específicamente hablo de Internet, por eso agradezco públicamente a mi amiga Liliana que me ha puesto en contacto con un sitio que conocía, pero a medias: MayFeelings.
Yo había visto muchos de sus videos, pero no sabía que había una red social especial para rezar por peticiones hechas desde mucha partes del mundo y por variadísimos motivos. Estuve navegando un poco por el sitio, me suscribí y he entrado al mundo de la oración desinteresada por personas que ni siquiera conozco, pero que también están dispuestas a dedicar un minuto de oración por mis intenciones. 


 
Me parece una idea formidable, muy apegada a las enseñanzas de Jesús y que me atrevo a recomendarles. Todos tenemos alguna vez necesidad de sentirnos acompañados y reforzados con la oración.
Si no lo conoces todavía, te invito a que lo hagas.
Y si vas por ahí, te pido un minutito nada más dedicado a mi amigo Arcendo. Fue por él que llegué hasta ahí.


-"Exhorto ante todo, a que se hagan rogativas, oraciones, peticiones y acciones de gracias, por todos los hombres" 1 Timoteo 2:1
 
 

CARIÑO SIN FRONTERAS (POR ARCENDO)

No sé si sea cuestión de personalidad, pero nunca he estado de acuerdo en que las redes sociales son frías y distantes
Ya en varias ocasiones he tenido oportunidad de comentar cuánta gente linda he conocido a través de las redes sociales y de qué manera ha ido creciendo el cariño por ellas. No culpo a aquellos que desconfían del internet, pero lamento que algunos no se den la oportunidad de conocer y relacionarse con personas interesantes, diferentes, espirituales, divertidas y sobre todo, con un gran corazón.
Aunque no he tenido oportunidad de conocer personalmente a nadie con quien interactúo en internet, sí he visto a algunos por video chat y con otros hemos llegado a compartir tanto momentos personales que es como si nos conociéramos o de plano ni nos haga falta hacerlo.
Todo esto viene a colación porque, con semejante relación, interacción y compartir de ideas, momentos y sentimientos a través ya de varios años con mis amigos, inevitablemente hemos compartido momentos importantes en nuestras vidas. Algunos de ellos muy tristes, como la muerte de algún ser querido: papás, abuelitos, primos, amigos; y más duro aún, hace unos meses, la muerte de una amiga propia, conocida por este medio y muy, muy querida y apreciada.
También hemos compartido momentos hermosos como viajes, cambios de empleo,  proyectos exitosos, enfermedades superadas, finalizaciones de estudios y los mejores de todos: nacimientos de hermosos bebés; algunas veces son nietos y la más reciente, una beba hermosa, hija de una amiga muy querida.
El asunto es que, a pesar de lo que digan muchos, el internet sí puede ser un lugar cálido donde se puede conocer gente hermosa que nos haga crecer y acortar distancias para estrechar lazos que también ¿por qué no? nos hagan derribar estereotipos, barreras, miedos que son producto de la ignorancia.
Por eso cuando uno de esos amigos se encuentra imposibilitado para seguir en esa comunicación que nos ha hecho conocernos de una maneras o de otra, se siente igual que cuando tenemos a de nuestros amigos de la escuela, del trabajo, de la iglesia o simplemente que la vida ha puesto en nuestro camino.
Ese es el caso de mi amigo Arcendo, un bloguero muy prolífico al que conozco desde hace algunos años y al que he seguido, las más de las veces, desde la sombra, puesto que la escaces de tiempo me impide dejar todos los comentarios que yo hubiera querido en su blog. Sin embargo eso no ha sido freno para darme cuenta de la calidad de persona que es y del cariño y admiración que siento por él. Hoy Arcendo está enfermo, me he enterado que casi en calidad de grave. De hecho, ha estado luchando contra esta enfermedad desde hace unos meses y ella no ha querido dejarlo en paz. Hoy escribo estas lineas para desahogarme y -como en muchas ocasiones- para arrepentirme de las muchas veces que no pude dejar unas palabras en su blog. Hoy quisiera que él supiera lo mucho que me ayudó en diversas ocasiones a levantar el ánimo, a ver las cosas desde otra perspectiva, a revalorar mis cosas positivas y a encarar con valor y fe las cosas negativas que nos encontramos en la vida. Él me ha enseñado a llevar la enfermedad con altas y bajas, si; pero con mucho valor, entereza y dignidad, pero sobre todo con mucha fe en la voluntad de Dios, cosa que yo no hago ni con un simple dolor de muelas.
Pido a Dios con todo mi corazón, que Arcendo tenga la oportunidad alguna vez de leer estas lineas, y de enterarse que, aunque no he interactuado tanto como hubiera querido con él, de verdad lo llevo en mi corazón y hoy, lo llevo también en mis oraciones y en mis pláticas con Dios.
A mis amigos que me leen -sobre todo a los que no lo conocen- y que pasan por aquí a leer mis palabras de vez en cuando, les pido que lo pongan aunque sea un momento en sus oraciones en estos momentos críticos de su enfermedad. A lo largo de tantos años de conocernos nos hemos unido para tantas cosas, que es justo que hoy también nos unamos para orar.       

martes, 11 de junio de 2013

JALÓN DE OREJAS PARA CATÓLICOS

Hace poco en EWTN durante el programa “Regreso a Casa” en donde varios conversos al catolicismo venidos del protestantismo y otras denominaciones cristianas dan su testimonio, me toco escuchar algo que una ex-metodista decía:

“El principal problema por el que no comprendí el catolicismo era por los datos erróneos que los mismos católicos me daban sobre la Iglesia, ¡No conocían la FE que decían practicar!, fue hasta que apareció un católico instruido que me mostró el catecismo y me pidió disculpas por todos aquellos católicos que no conocían su Fe y me decían cosas que la Iglesia NO enseñaba, que comprendí la necesidad de verificar lo que realmente enseña la Iglesia Católica en su doctrina.”

Esto me pone a pensar en la cantidad de ciegos que tratan de ser guías de otros ciegos, de como la ignorancia se vuelve cotidianidad en el católico común, llevándonos a un confort que atrapa a buenos corazones y los hace ociosos ante la necesidad de aprender, de estudiar y de formar verdaderos creyentes conocedores de la doctrina que dicen creer. (Y de pilón nos hace sacar como excusa el que supuestamente Dios prefiere a los ignorantes… algo TOTALMENTE FALSO, Pues la humildad nada tiene que ver con la Ignorancia.)

No es solo la “buena fe” (buena intención) la que hace al Apóstol, sino el cumplimiento de aquello que nos dice la Escritura: “Dios quiere que todos se salven y que lleguen al CONOCIMIENTO de la Verdad”. Pero para llegar a esta realidad hace falta necesariamente el estudio y la dedicación a una oración real, que nazca de la necesidad de Dios, de conocer a Dios y de entender que es en sí aquello que llamamos “doctrina”.

A menudo (y no lo podemos negar), muchos Católicos caminan con ganas y buena intención rumbo a la batalla que implica el ser evangelizadores, pero también es constante el punto aquel en el que dichos hermanos en la Fe carecen de conocimientos reales de lo que la Iglesia enseña. Se fundamentan en devociones personales, testimonios, revelaciones privadas, comentarios y “buena fe” de otros católicos, pero sin adentrarse en aquello que parece tan lejano o pieza de museo; “El Magisterio de la Iglesia”. Nos perdemos de la riqueza que implica la enseñanza Magisterial de la Iglesia.

Estamos literalmente “em-Papados” (es decir emocionados, somos fans del Papa, etc.) pero raramente conocemos lo que realmente enseñan los Papas a través de las Enciclicas y demás Documentos que conforman su enseñanza. Citamos muy seguido a Tomas de Aquino, a San Agustín, a los Padres de la Iglesia. ¡Sin haber leído realmente alguna de sus obras! (Hay expertos en la Suma Teológica de Tomas de Aquino que no han leído dicha obra y solo sacan citas a la carta para fundamentar sus argumentos). Dicho sea de paso, tenemos la obligación de reconocer que el católico de hoy en día tiene muchas ganas de ser un emulo de San Pablo o San Pedro, pero no se da a la tarea de prepararse adecuadamente, y lo que es peor, se enoja cuando se le corrige y se le invita a Estudiar.

Los católicos, hermanitos míos somos antes que nada participantes de un discipulado permanente, que se establece en la constate escucha de lo que la Iglesia “Columna y fundamento de la Verdad” nos indica. El Catecismo, los documentos del Magisterio, las grandes Obras de los Padres de la Iglesia, Santos y Doctores son una guía real de aquello que nos nutre y nos marca la ruta segura de una Ortodoxia de la fe que nos reclama.

En fin. “Señor; que no seamos sordos a tu voz”. Si decimos creer en algo, seamos coherentes y pongamos manos a la obra. El Católico tiene la obligación de estudiar y adentrarse en el misterio de la Fe no solo con buenas intenciones, si no con el corazón y la razón de la mano.
 
Tal como fue publicado en:
 https://www.facebook.com/Catolicosfirmesensufe/posts/606672569366296